Museo Nacional de Artes Visuales
Sitemap   RSS    

   Obras

Luis Falcini

27 de noviembre de 1889 - 1973


Adolescente
Adolescente

Luis Falcini nace en Buenos Aires el 27 de noviembre de 1889, en el seno de una familia inmigrante de la clase obrera. Inicia su educación artística con el tallista y artesano Benjamín Asnaghi, ingresando a los cursos nocturnos de Estímulo de Bellas Artes. Forma parte del grupo de jóvenes artistas que frecuentan el taller de Martín Malharro en sus últimos años de vida, taller que visita con su amigo, el pintor y grabador Carlos Giambiagi, con quien forja una sólida y duradera amistad.
La afición por la lectura de León Tolstoi, Máximo Gorki, Emilio Zola, Honoré de Balzac y la propia pertenencia a una familia de clase proletaria, pueden pensarse como la base fundamental de sus ideas estéticas y sociales. El propio artista menciona que su acercamiento a Tolstoi fue más por su faceta como educador que como escritor, ya que le atraían sus ideas a favor de una educación más natural.
En 1910 participa en la Exposición Internacional del Centenario con Triste herencia por la cual obtiene el tercer premio y Retrato del pintor Carlos Giambiagi. En 1911 el Gobierno Nacional le otorga una beca de estudios para viajar a Europa por cuatro años.
Parte rumbo a Londres en mayo de 1911 y desde allí se traslada a París, destino del viaje. En esta ciudad asiste a las Academias Libres de la Grande Chaumière y Colarossi y a la Escuela de Bellas Artes.
Ese año, debido al fallecimiento de su hermano Doro, vuelve a Buenos Aires por un corto tiempo. En el curso de este viaje, en Marsella, se le suma Domingo Viau. Terminada su licencia regresa a París, donde comienza la ejecución de una figura, Dolor, que no puede terminar debido al inicio de la Primera Guerra Mundial. A finales de 1915 vuelve a Europa, desembarca en Lisboa.
Vuelve al país en 1918 e integra un grupo de artistas que trabajan en la organización de un Salón Independiente. Al año siguiente se muda a Montevideo gracias a la ayuda de Blanes Viale, pintor uruguayo, director de la Escuela de Artes y Oficios de esa ciudad, quien le ofrece enseñar escultura y dibujo en dicha institución. Por iniciativa del arquitecto Juan Antonio Scasso, el Museo Nacional de Montevideo recibe en donación El pastor adolescente.
Desde allí prosigue realizando envíos a Buenos Aires. En 1924 recibe el Segundo Premio de Escultura del XIV Salón Nacional por su obra Flamma extinta y en 1927 obtiene el Gran Premio de Escultura de este certamen por el relieve del Monumento a la poetisa M. E. Vaz Ferreira.
Hasta 1929, año en que renuncia a su puesto en la Escuela de Artes y Oficios de Montevideo y regresó a Argentina, realiza una intensa acción educativa y de promoción del arte, dictando y organizando conferencias, cursos, ciclos y exposiciones, actividad que continúa, luego, en Buenos Aires.
En 1933, en un viaje a Montevideo, conoce a David Alfaro Siqueiros y gestiona ante Elena Sansinena de Elizalde, presidenta de Amigos del Arte, una exposición y una serie de conferencias del artista mexicano en Buenos Aires. Este año, conjuntamente con Antonio Sibellino y Lino Enea Spilimbergo funda el Sindicato de Artistas Plásticos, presidido por Siqueiros durante el día de la inauguración. Complementariamente, lanzan un manifiesto dirigido a los artistas.
En 1945 Falcini se hace cargo de la Sección Escultura de la revista Latitud, de la que se editaron seis números. Esta revista estaba en relación con la galería Amauta -dirigida por Falcini-, donde se presentan los paisajes riojanos de Lino Enea Spilimbergo, los paisajes misioneros de Carlos Giambiagi, así como muestras de Antonio Berni y Domingo Viau, entre otros. Falleció en Buenos Aires en 1973. Obras de su autoría integran el patrimonio del Museo Nacional de Bellas Artes y los provinciales de La Plata, Santa Fe y Mendoza.



Newsletter

Horarios al público:
martes a domingos de
13:00 a 20:00 horas.
Dirección Nacional de Cultura del Ministerio de Educación y Cultura
Facebook    Twitter    YouTube    Instagram